Al único sabio Dios

Por Eliezer Pérez

La Biblia nos habla que toda persona que desee la sabiduría de Dios puede obtenerla si a Dios se la pide. Pero también es bastante claro que aun cuando una persona llegue a ser muy sabia a los ojos de los demás, esa sabiduría resulta insignificante cuando la comparamos al lado de la de Dios. 

Hace unos días nos reunimos con nuestras familias para darle las gracias a Dios por habernos permitido un año más. Muchas cosas buenas y algunos obstáculos se presentaron en ese 2022. Pero el único que sabía como terminaría el 2022 desde que inició los primeros minutos del dia 1 de Enero es justamente Dios. 

«al único y sabio Dios, nuestro Salvador, sea gloria y majestad, imperio y potencia, ahora y por todos los siglos. Amén.” Judas 25.

Ahora bien, en cuanto a la sabiduría de Dios es necesario que comprendamos dos cosas. Primero su sabiduría es única porque Él es Único (Juan 17:3). A diferencia de nosotros, Dios NO necesita un consejero, “¡Oh profundidad de las riquezas de la sabiduría y de la ciencia de Dios! ¡Cuán insondables son sus juicios, e inescrutables sus caminos!  Porque ¿quién entendió la mente del Señor? ¿O quién fue su consejero? ¿O quién le dio a él primero, para que le fuese recompensado? Porque de él, y por él, y para él, son todas las cosas. A él sea la gloria por los siglos. Amén.” (Romanos 11:33-36). 

También se observa algo más de su sabiduría, específicamente en el versículo 36. Le aclaro que cuando hablamos de la sabiduría de Dios, queremos decir que Él tiene toda la capacidad de Planificar Metas perfectas y llegar a esa meta por el medio perfecto. Es decir, Dios ve el final desde el principio.

Tomemos algunos ejemplos: 

  1. Dios planificó la llegada del Mesías de manera perfecta. Alfred Edersheim, encontró 456 versículos del Antiguo Testamento que hacen alusión al Mesías, de los cuales Jesús cumplió 300 profecías. Y al leer la manera en cómo se desarrolla la obra de Dios del Antiguo Testamento, vemos la poderosa mano de Dios obrando en el tiempo para la llegada de su Hijo (Gálatas 4:4). 
  2. Dios planificó la Iglesia desde la fundación del mundo Efesios 1:3-23. Después de la llegada del Mesías, prontamente se da inició a la esperada “Iglesia”. Dios le había prometido que en Cristo “la simiente de la mujer” traeria redención, aplastando a Satanás (Génesis 3:16), y siendo el verdadero heredero de Abraham en cuyas familias de la tierra serían benditas (Génesis 12; Gálatas 3).
  3. Dios también ha planificado el fin de los tiempos. Y eso es algo que todavía no ha ocurrido, pero que no haya sucedido no significa que no ocurrirá. 2 de Pedro 3, 9 dice: “El Señor no retarda su promesa, según algunos la tienen por tardanza, sino que es paciente para con nosotros, no queriendo que ninguno perezca, sino que todos procedan al arrepentimiento. ”  

Si las dos anteriores de suma importancia se cumplieron a la perfección por la Suma Sabiduría de Dios, entonces no podemos dudar que la tercera ocurrirá en cualquier momento. 

Regresando al versículo 36, “Porque de él, y por él, y para él” nos debe ser muy clara esa expresión. Porque Dios en sabiduría ve todas las cosas, y es el único que puede decidir sin salir perjudicado. Él toma sus decisiones y siempre será la mejor de todas. Pero usted y yo, no somos sabios como Dios para tomar siempre buenas decisiones. Por lo tanto, que Dios sea sabio no significa que él decida por nosotros, si le seguimos o no. La decisión de seguir en el camino de la fe siempre será una decisión nuestra y no de Dios. 

Por lo demás, es gratificante y consolador para el cristiano saber que al Dios que adoramos es el único que conoce que es lo mejor para nosotros. Y que su sabiduría es la mejor de todas tanto en el cielo como en la tierra.

¡Dios le bendiga!

Para ver más entre a: http://www.iglesiadecristo.com.py

A %d blogueros les gusta esto: